El Ejército del aire ya comprendió en su momento que la ciberseguridad era crítica para poder mantener las operaciones aéreas

Así ha quedado el Ejército del Aire tras la modificación de especialidades: una apuesta por la ciberdefensa

105
Ejercito del aire y ciberespacio

La noticia ha pasado casi desapercibida, pero tiene una enorme importancia, el Gobierno, en el ultimo Consejo de Ministros ha aprobado un Real Decreto por el que modifica de manera sustancial el Reglamento de Especialidades Fundamentales de las Fuerzas Armadas, que fue creado en el 2010.

Respecto al Ejército del Aire, se crea la especialidad fundamental de Ciberespacio en la Escala de Oficiales y se sustituye la de Defensa y Control Aéreo, por la de Defensa y Control Aeroespacial. Hoy por hoy, el único Ejército que tiene esa especialidad fundamental, la del Ciberespacio es el Ejército del Aire, ya que comprendió en su momento que la ciberseguridad era crítica para poder mantener las operaciones aéreas, y ello es fácil de explicar: tiene una dependencia absoluta de la tecnología para resultar operativo.

Eurofighter
Eurofighter del Ejército del Aire durante unas maniobras

Y es que en el Ejército del Aire se precisan de sistemas de apoyo y logísticos relacionados con la informática, así como los propios aviones. Un A400 tiene casi cien ordenadores y un Eurofighter tiene en torno a 75. Están orientados a temas muy específicos de las naves aéreas. Unos controlan los motores, otros controlan los mandos, comunicaciones, y pueden ser susceptibles de ciberataques.

Los expertos en ciberdefensa tenían que renunciar a ascender si pretendían seguir dedicándose a la ciberseguridad de forma continuada

El Ejército del Aire se enfrentaba a un problema, tenía que dar un vector de carrera adecuado al personal que se iba a ocupar de la ciberdefensa. Si pretendían ascender, tenían que alejarse del trabajo diario en ciberseguridad en la mayoría de los casos. El talento se escaba o se perdía. En la mayoría de los casos se trataba de personas entusiastas que dependían de otras escalas, pero no tenían una manera de promocionar dentro del ámbito de aquello en lo que realmente estaban trabajando. En su momento se tomó la decisión de crear la especialidad fundamental de Ciberespacio que se encarga de todos estos temas. Y ahora se ha puesto en marcha.

A partir de ahora nos encontramos ante una serie de personas especializadas que además pueden orientar toda su carrera profesional dentro de esa especialidad fundamental, y que con los años pueden adquirir muchísimos conocimientos y experiencia muy útiles para el Ejército del Aire y la defensa de nuestro país, España, sin ver perjudicada su carrera.

Tras la aprobación del Real Decreto sí tienen una especialidad fundamental que es ciberespacio, pueden irse, por ejemplo, al mando conjunto, y se les considera para ascender, o pueden irse a una unidad donde existan temas de ciberseguridad asociados a un sistema de armas. Pueden seguir, por decirlo de una forma sencilla ” desarrollando el oficio” y la experiencia en lo que son realmente buenos y les apasiona.

De los primeros Henry Farman, pura mecánica, al COS, el CATA y ahora, la especialidad fundamental del Ciberespacio, un camino que no ha sido fácil

El Ejército del Aire es el más moderno de los tres que componen las Fuerzas Armadas por motivos evidentes. El nacimiento de la aviación militar en España se data en el año 1910, cuando al aeródromo de Cuatro Vientos, en Madrid, llegan los primeros aviones Henry Farman, y comienza el primer curso de vuelo para militares.

Ha transcurrido más de un siglo desde entonces y estamos ante la gran apuesta del Ejército del Aire por la ciberseguridad, algo que ya se ha demostrado a lo largo de su historia, porque la dirección de ciberdefensa del Ejército del Aire se creó unos días antes que el mando conjunto del ciberespacio. El Ejército del Aire ya apostó de forma visionaria frente a otras Fuerzas Armadas por la ciberdefensa.

Primero creó la dirección, luego creó el COS, que era el Centro de Operaciones de la Seguridad que dependía de la sección de Ciberdefensa, y posteriormente y fundó una unidad independiente en el 2019 denominada CATA-EA , el Centro de Apoyo Técnico Avanzado, la evolución del COS, que es el que se encarga de toda la ciberdefensa del Ejército del Aire, incluyendo sistemas de armas, no sistemas informáticos al uso. Y ahora al crear la especialidad fundamental de Ciberespacio se demuestra el interés del Aire por la ciberdefensa. El esfuerzo del Ejército del aire ha sido tremendo para crear esta unidad, sin incremento de plantilla, teniendo que sacar al personal de otros destinos.

Según se manifestó al término del Consejo de Ministros, al aprobar estas medidas, se pretende lograr una mayor flexibilidad en la gestión de personal, favorecer la movilidad geográfica de los militares y reforzar la comunidad de doctrina y el acuerdo intelectual entre sus miembros.

En cuanto al Ejército de Tierra se crean en las Escalas de Suboficiales y Tropa del Ejército de Tierra, las especialidades fundamentales de Infantería y Artillería, declarando a extinguir las de Infantería Ligera, Infantería Acorazada/Mecanizada, Artillería de Campaña y Artillería Antiaérea.

Con estos cambios, ha manifestado el Gobierno, se pretende capacitar a los futuros oficiales de este ejército ante los nuevos retos y amenazas que se están originando en un mundo globalizado como el actual.

Artículo
Así ha quedado el Ejército del Aire tras la modificación de especialidades: una apuesta por la ciberdefensa
Nombre
Así ha quedado el Ejército del Aire tras la modificación de especialidades: una apuesta por la ciberdefensa
Descripcion
La creación de la especialidad fundamental de Ciberespacio en la Escala de Oficiales, que sustituye la de Defensa y Control Aéreo, por la de Defensa y Control Aeroespacial es una importante mejora en el ámbito de la ciberdefensa
Autor
Publico
Escudo Digital
Logo