Al parecer, los ciberatacantes pidieron 8,5 millones de euros de rescate

Garmin se defiende: el ciberataque sufrido no afectó a sus usuarios

45
Garmin afirma que el ciberataque sufrido no ha afectado a sus usuarios

La interrupción temporal del servicio de sincronización de Garmin, tras el ciberataque que ha sufrido, no ha afectado a los usuarios. Al menos eso afirma la empresa responsable de la app Garmin Connect, muy utilizada para controlar el ejercicio físico y compartir los logros con otros servicios y dispositivos.

El ciberataque ocurrió el jueves pasado, cuando la app dejó de funcionar en todo el mundo, y hasta la fábrica de Taiwan se paró. Se suspendió el servicio de la web e incluso el servicio de aviación Fly Garmin. Ni las cuentas de correo, ni los ordenadores de la multinacional, podían ponerse en marcha. Se trataba de un ataque de ransomware, denominado WastedLocker, y lo ejecuta el grupo Evil Corp, liderado por Maksim Yakubets e Igor Turashev, condenados por la justicia de Estados Unidos y en busca y captura.

Según diversos medios especializados, la cantidad exigida por los ciberatacantes era de 8,5 millones de euros. Se ignora si han pagado o van a pagar, pero diversos expertos afirman que, al tratarse de una cantidad tan elevada, los atacantes dan por hecho que verán remunerados sus esfuerzos delictivos.

El año pasado Garmin facturó más de 3.000 millones de euros y vendió 15 millones de dispositivos

La compañía ha manifestado, según afirma Europa Press, que el hecho de que se desincronizaran los datos de actividad del usuario entre la nube y los dispositivos no implica mayores riesgos para los usuarios de la app deportiva. Afirman que no tienen indicios de que el corte de servicio haya afectado a los datos de los usuarios, ni a la actividad ni a los pagos ni a la información personal, y que la información recopilada hasta el momento permanece grabada y no se ha perdido.

Hay un dato importante que hay que tener en cuenta, esta web controla el ejercicio que hacemos, pero también nuestro posicionamiento por GPS. El pasado año facturó más de 3.000 millones de euros y vendió 15 millones de dispositivos en todo el mundo.

Sus productos, muy valorados por los deportistas, incluyen sensores de frecuencia cardiaca, carga solar, pulxiometría, notificaciones inteligentes, y son usados por muchos personajes famosos.