Hubiera sido una ayuda inmejorable para reforzar la sanidad tras las crisis del coronavirus

Esta es la Unidad Militar para montar hospitales para epidemias bacteriológicas que eliminó Margarita Robles

74

Veintisiete millones se gastó Zapatero para montar la Agrupación Hospital Militar, una entidad dedicada a resolver situaciones de epidemias bacteriológicas como el coronavirus o el ébola. Margarita Robles lo desmontó y despidió a sus integrantes el pasado mes de dicembre, expertos en logística, aunque la decisión del cierre se adoptó el 19 de julio, con el gobierno en funciones. . Lo cuenta el diario La Información. El proyecto fue desarrollado por la firma  Siemens IT Solutions and Services. El Ministerio de Defensa lo compró en 2007, para casos de guerra bacteriológica y para protegerse de ataques con armamento nuclear, radiológico, biológico y químico.

El hospital desmontable se guardaba en el acuartelamiento General Arteaga de Carabanchel, en Madrid. Ocupaba más de cien contenedores, como los que habitualmente se utilizan para el transporte de mercancías, y cuando se desplegaba ocupaba la superficie de dos campos de futbol donde podían instalarse 80 tiendas de campaña.Tenía capacidad quirúrgica avanzada para las intervenciones más delicadas, si hiciera falta. Tenía una unidad de descontaminación y otra para heridos infectados.

Según Lectores de Escudo Digital la sanidad en Madrid está bloqueada. Una persona con síntomas lleva intentando llamar desde ayer al 112 sin obtener respuesta

El Gobierno disponía de una unidad inmejorable para montar en solo unas horas un hospital de campaña para atender a pacientes con necesidades de aislamiento como la del coronavirus. La situación actual en algunos centros es dantesca, como señalaba el hijo de un hombre fallecido en el Ramón y Cajal, donde los médicos y las enfermeras no disponen, según el diario El Mundo, de material de aislamiento ni equipo de protección suficiente para hacer frente a la pandemia. El hijo del fallecido relataba en primera persona que vio a gente desnuda errando por los pasillos.

La unidad desmontada por Pedro Sánchez habría sido una herramienta de enorme utilidad ante la crisis sanitaria. Según ha avisado un lector de Escudo Digital a este medio, tiene síntomas, tos y fiebre desde hace un par de días y no ha conseguido hablar con el 112 para que le realicen las pruebas.

Muchos médicos han tenido que ser aislados por haber contraido el coronavirus. No hay guantes ni mascarillas suficientes.

El acto de cierre del hospital se celebró en el acuartelamiento General Arteaga de Madrid, donde formaron, por última vez, sus integrantes.

Según La Información, que cita fuentes militares, la decision de cerrarlo se adoptó porque no había sido usado en diez años. Esa fue la excusa. De seguir activo ya podría haber sido montado en zonas de alto riesgo focalizadas como Vitoria o La Rioja. Cuando el Gobierno lo instaló estaba considerado una de las mejores adquisiciones de Europa por su avanzada tecnología en diversos ámbitos, desde el de tecnología VOip de Comunicaciones hasta los medios tecnológicos médicos.

Se planteó su utilización para ser utilizado como hospital de campaña durante la crisis del Ébola en 2014 y también para asilar a refugiados sirios e iraquíes, aunque no se llegó a hacer. Escudo Digital se ha puesto en contacto con el Ministerio de Defensa para contrastar la información publicada por La Información.