Se incrementa en un 30% la demanda de redes y equipos para trabajar desde casa

70
tienda_ordenadores

La demanda de servicios en la nube, redes privadas virtuales (VPN), software de escritorio remoto y equipos portátiles de hardware creció esta semana entre el 20 y el 30% debido al auge del teletrabajo por la pandemia de Covid-19, según han comunicado a la agencia Efe varias empresas e instituciones del sector tecnológico.

El Colegio Oficial de Ingenieros Técnicos de Telecomunicaciones (COITT) ha calculado que han crecido desde el lunes el 30 % las descargas o adquisiciones de programas de software de escritorio remoto, como el popular TeamViewer u otros ofrecidos por Google, Microsoft u Oracle.

También ha cifrado en alrededor del 30 % el incremento de compras de dispositivos (portátiles, ordenadores, móviles o tabletas) respecto a la media de otras semanas. Muchas pymes y autónomos no requieren de más adaptación que ese aumento de capacidad de internet y los equipos de software y hardware suficientes, pero “por ciberseguridad” son cada vez más las empresas que crean sus propios entornos digitales mediante una VPN, cuya demanda aumentó el 25 % esta semana según la citada agencia de información.

El jefe de ciberseguridad de Fujitsu para el sur de Europa, Javier Antón, ha indicado que para el uso de una red privada se crea una pasarela o túnel por la que la información transita cifrada desde el equipo del usuario hasta el servidor de la empresa, que le da acceso tanto a las aplicaciones corporativas como a internet.

El formato más estándar conlleva un software embebido en el portátil del empleado y un “concentrador” en la empresa, que puede ser local u ofrecido por un proveedor de nube.

“Una VPN es como un camión blindado”, ilustra Pilar Santamaría, fundadora de Remote Transform, para reflejar tanto la dificultad de ser asaltada como que si el ciberdelincuente penetra, “conduce a dónde él quiere”.

Las grandes empresas utilizan soluciones de virtualización de escritorios o aplicaciones (VDI), que son las recomendadas por el Centro Criptológico Nacional (CCN)

Por ello, Santamaría, quien fue hasta hace unos días vicepresidenta de innovación de Dell y antes directora de nube en Microsoft Ibérica, recomienda otras medidas de ciberseguridad para el trabajo remoto, como la identificación biométrica o la más novedosa identificación mediante el comportamiento en la pantalla, ya que por inteligencia artificial puede reconocerse con más del 98 % de exactitudes quién opera un dispositivo.

Las grandes empresas utilizan soluciones de virtualización de escritorios o aplicaciones (VDI), que son las recomendadas por el Centro Criptológico Nacional (CCN) en sus últimas medidas de seguridad para acceso remoto.

Movistar ha notado el aumento del tráfico de voz desde el martes, del 43 % en Madrid y del 37 % en España, y aun más el incremento de herramientas típicas del teletrabajo, ya que el uso de Skype (Microsoft) y Webex (Cisco) se ha cuadruplicado.