Mientras informaciones apuntan que el director de CISA espera ser despedido

Las autoridades electorales de EE.UU. reaccionan a la última acusación de Trump

61
Donald Trump
Donald Trump

Donald Trump sigue sin aceptar su derrota ante Joe Biden en las elecciones presidenciales de la semana pasada en Estados Unidos. El todavía mandatario estadounidense ha lanzado una serie de desafíos legales en varios estados clave y ha formulado numerosas acusaciones de fraude electoral sin presentar evidencias. Este mismo jueves, Trump ha vuelto a la carga publicando un Twitter una nueva afirmación infundada, esta vez sobre el fabricante de máquinas de votación Dominion Voting Systems.

“Informe: Dominion eliminó 2,7 millones de votos de Trump a nivel nacional. El análisis de datos encuentra 221.000 votos en Pennsylvania que han sido cambiados de presidente Trump a Biden. 941.000 votos de Trump eliminados. Los estados que utilizaron los sistemas de votación de Dominion cambiaron 435.000 votos de Trump a Biden”, escribió Donald Trump en su cuenta oficial.

Las autoridades electorales de EE.UU. desmienten el fraude

Este mensaje ha desencadenado la reacción del Consejo de Coordinación Gubernamental de Infraestructura Electoral de EE.UU., ya que ha emitido un comunicado que niega rotundamente tales acusaciones. De hecho, se ha convertido en la refutación más directa hecha hasta la fecha contra las afirmaciones infundadas de fraude electoral presentadas por Donald Trump y muchos de sus partidarios.

El Consejo, en el que participan altos cargos del Departamento de Seguridad Nacional y la Comisión de Asistencia Electoral, declara lo siguiente:

“La elección del 3 de noviembre fue la más segura en la historia de Estados Unidos. En este momento, en todo el país, los funcionarios electorales están revisando y comprobando todo el proceso electoral antes de finalizar el resultado.

Si bien sabemos que hay muchas afirmaciones infundadas y oportunidades de desinformación sobre nuestro proceso electoral, podemos asegurar que tenemos la mayor confianza en la seguridad e integridad de nuestras elecciones, y usted también debería”, declaran sin nombrar directamente a Trump.

“Cuando tenga preguntas, diríjase a los funcionarios electorales como las voces confiables que administran las elecciones”, concluye el Consejo.

El comunicado está firmado por los jefes de la Asociación Nacional de Directores Electorales Estatales y la Asociación Nacional de Secretarios de Estado, que son los funcionarios a cargo de las elecciones a nivel estatal, y por el presidente de la Comisión de Asistencia Electoral de Estados Unidos. Además, se ha publicado en la página web de la Agencia de Infraestructura y Ciberseguridad (CISA), que forma parte del departamento de Seguridad Nacional (DHS).

Por otra parte, esta no ha sido la única respuesta que ha recibido la última acusación de Trump. La compañía, Dominion Voting Systems, y el Departamento de Estado de Pensilvania también la han desmentido tajantemente.

El posible despido del director de CISA, Christopher Trump: Se sumaría a la renuncia del subdirector de CISA

La declaración de los funcionarios de seguridad electoral también se ha producido en medio de informaciones que apuntan a que Trump podría despedir al director de CISA, Christopher Krebs.

Krebs, quien ha contado con apoyo bipartidista en su papel para organizar elecciones estadounidenses seguras en 2018 y 2020, dijo a socios que espera ser despedido, según afirmaron a Reuters tres personas familiarizadas con las discusiones internas.

Según señala la BBC, la Casa Blanca está enfadada con él por una página web llamada Rumour Control (‘Control de Rumores’), que desacredita la desinformación electoral. En los últimos días, Krebs ha negado constantemente los rumores de fraude y este jueves retuiteó un mensaje del experto en seguridad electoral Matt Blazer que decía: “Por favor, no retuitee afirmaciones descabelladas y sin fundamento sobre las máquinas de votación, incluso si son hechas por el presidente”.

La noticia de su posible despido no ha tardado en circular y el senador demócrata de los EE.UU. Mark Warner le ha defendido públicamente a través de Twitter: “Chris Krebs ha hecho un gran trabajo protegiendo nuestras elecciones. Es una de las pocas personas en esta Administración respetadas por todos en ambos lados del pasillo. No hay justificación posible para destituirlo de su cargo. Ninguna”.

El despido de Krebs se produciría tras la renuncia de Bryan Ware, subdirector de CISA, quien, según informa Reuters, renunció a su cargo este jueves después de que la Casa Blanca se lo pidiera a principios de esta semana. Tanto Krebs como Ware fueron designados por Donald Trump.

Artículo
Las autoridades electorales de EE.UU. reaccionan a la última acusación de Trump
Nombre
Las autoridades electorales de EE.UU. reaccionan a la última acusación de Trump
Descripcion
Las autoridades electorales de EE.UU. han negado las afirmaciones de fraude del presidente en medio de las informaciones que apuntan a que el director de CISA espera ser despedido.
Autor
Publico
Escudo Digital
Logo