Kaspersky ha realizado una investigación sobre "Human Augmentation"

¿Te implantarías tecnología para mejorar tus habilidades? El 76% de los españoles, sí

55
Los hombres prefieren mejorar más su fuerza (23%) que las mujeres (18%) con la implantación de tecnología.

Human Augmentation es un campo de investigación que tiene como objetivo mejorar nuestras habilidades físicas y mentales a través de la tecnología, y un nuevo estudio ha revelado que hay un entusiasmo bastante generalizado en torno a esta tendencia tecnológica disruptiva.

Dicho estudio ha sido llevado a cabo por la compañía de ciberseguridad Kaspersky entre 14.500 adultos de 15 países de Europa y de Marruecos, y ha determinado que el 92% de los encuestados cambiaría algo de sí mismos si pudiera. Sin embargo, no todos estarían dispuestos a hacerlo a través del Human Augmentation y la percepción de este concepto difiere entre las nacionalidades de los encuestados.

En el caso de los españoles, más de tres cuartas partes (76%) consideraría cambiar sus capacidades físicas inherentes implantando algún elemento tecnológico en sus cuerpos, ya sea de forma permanente o temporal. En general, los adultos del sur de Europa –España, Portugal, Grecia e Italia– así como Marruecos, son los más predispuestos al Human Augmentation y los más interesados de todos son los italianos (81%).

El uso de tecnología para conseguir un cuerpo más atractivo interesa a más de un tercio de las mujeres, mientras que los hombres prefieren mejorar mayoritariamente su fuerza.

Por el contrario, los británicos y los franceses son los más escépticos con un 36% y un 30% de encuestados que se han mostrado en contra de esta tendencia tecnológica. Asimismo, más de la mitad de los adultos en Francia (53%) y el Reino Unido (52%) creen que será peligrosa para la sociedad, un índice muy superior al de la media del estudio, fijado en el 39%.

Respecto a la utilidad que desearían que tuviera esta tendencia tecnológica, la mayoría de los españoles querría que se usara para el bien de la humanidad y el 55% para mejorar la calidad de vida. En general, en todos los países, señalan que el objetivo de cualquier Human Augmentation se centra en la mejora de la salud física en general (40%) o la vista (33%).

No obstante, persisten algunas dudas y temores. Entre los encuestados españoles, el principal miedo es que sus cuerpos puedan ser hackeados por ciberdelincuentes, un 91%, mientras que el 57% teme que este tipo de tecnologías solo llegue a estar al alcance de los ricos.

Las mujeres mejorarían su atractivo, y los hombres, su fuerza

Además, este estudio también ha destacado estas conclusiones globales de su investigación:

  • El uso de tecnología para conseguir un cuerpo más atractivo interesa a más de un tercio (36%) de las mujeres y a un cuarto (25%) de los hombres, mientras que los hombres prefieren mejorar más su fuerza (23%) que las mujeres (18%).
  • Casi la mitad (47%) de los entrevistados cree que los gobiernos deberían regular el concepto Human Augmentation. El Reino Unido es el país más a favor de la intervención del gobierno (77%) y Grecia es el más reticente (17%).
  • Un tercio de las personas (33%) reconoció su entusiasmo por el Human Augmentation, aunque la preocupación es mayor entre las mujeres (21%) que entre los hombres (15%).
Conclusiones de la investigación de Kaspersky sobre la percepción hacia el ‘Human Augmentation’

Según ha declarado Marco Preuss, director europeo del Equipo de Investigación y Análisis Global (GReAT) de Kaspersky, “Estamos viendo una amplia gama de aplicaciones prácticas que se están desplegando en áreas cotidianas de nuestras vidas, tales como la salud y asistencia social, el deporte, la educación o el transporte. Los exoesqueletos para los servicios de rescate y antincendios o la bioimpresión de órganos son algunos ejemplos. Pero es importante mostrarse cautos ante ello. Los entusiastas ya están probando los límites de lo posible, pero necesitamos normas comunes para asegurar que estas tecnologías alcancen todo su potencial y, al mismo tiempo, minimizar los riesgos“, ha subrayado.