Podría perjudicar la candidatura de Madrid a Patrimonio de la Unesco del Eje Prado-Recoletos-Buen Retiro

Madrid se hace el harakiri con el desmantelamiento de Medialab-Prado

424

«la cultura y la tecnología también dan de comer. Todos los visitantes consumían y difundían además la imagen de Madrid fuera de nuestras fronteras, el mejor ejemplo es el de la reina Rania de Jordania»

En Medialab-Prado, afirma Lucas, siempre se han inclinado por las tecnologías de bajo coste y abiertas que faciliten el acceso a su uso, sin embargo durante la reforma de la Serrería Belga, el ayuntamiento decidió instalar una fachada de leds, una de las primeras de España y decidieron ponerla al servicio de la ciudadanía.  La iniciativa #ProgramaLaPlaza, dentro del proyecto europeo Connecting Citties, facilita que cualquiera pueda mandar sus propuestas visuales y ser expuestas en la Fachada Digital del centro y en ella han colaborado colegios de toda España. Muchos viajeros se trasladaron a Madrid desde sus Comunidades Autónomas para ver sus creaciones y contribuciones en vivo y en directo. 

Medialab-Prado ha promovido la creación de comunidades que han desarrollado herramientas software y hardware libre, como por ejemplo el proyecto Arduino, una plataforma de prototipado que facilita el aprendizaje de la electrónica, o los proyectos Processing, que surge en el MIT de Massachussets y OpenFrameworks más vinculados con la programación creativa y visual.

No solo ha sido un taller de programación creativa, varias de sus líneas se han dedicado reflexionar sobre el impacto de las nuevas tecnologías en la vida cotidiana.
El Laboratorio del Procomún ha constituido un espacio desde donde pensar cómo se gestionan las cosas que son de todos y de nadie y sus participantes han influido por ejemplo en decisiones tan importante como que la Wikipedia sea un proyecto sin ánimo de lucro y al alcance de todos y sin publicidad.

Durante años Medialab-Prado ha organizado talleres mediante convocatorias abiertas nacionales e internacionales sobre diversidad de temas, como por ejemplo la visualización de datos. Miles de personas conocen Medialab-Prado en todo el mundo como recuerda Gabriel Lucas, quien no critica que Madrid se haya convertido en paladín de la hostelería, más bien al contrario. “Todos esos visitantes consumían y difundían además la imagen de Madrid fuera de nuestras fronteras”. Y pone un ejemplo muy concreto: lo primero que hizo la reina Rania de Jordania nada más llegar a Madrid fue visitar Medialab. Las fotos salieron en la prensa de todo el mundo, “y aquello sirvió para vender la imagen de Madrid”. Rania, muy activa en las redes sociales, se quedó anonadada ante el producto del taller Ciencia de Garaje, que desdibujaba la línea entre expertos y amateurs.

No se puede ser simplista, afirma, y es que “la cultura y la tecnología también dan de comer”. Rania, muy activa en las redes sociales se quedó anonadada ante el producto del taller Ciencia de Garaje, que desdibujaba la línea entre expertos y amateurs. «En un taller pudimos reunir a Adrian Bowyer, que estaba fraguando hacer máquinas que se auto replicaran, que pudiera imprimir piezas en 3 D desde una mesa de escritorio de su universidad. Ese fue el origen del salto de las imprentas de 3D industriales al escritorio, ya que las licencias de las primeras habían caducado. En aquella convocatoria participó también Zack Smith. Y se creó la primera impresora de escritorio 3d de España, que se podía ubicar en cualquier sitio, como un microondas. Esa impresora de 2009 fue uno de los objetos que más le gustó a la Reina jordana», recuerda Gabriel Lucas.

“Madrid Destino es una institución que depende de la política y la decisión de trasladar el centro que ha llegado desde el Área de Cultura, Turismo y Deportes parece un capricho y no cumple con los mínimos principios de transparencia, calidad, y eficiencia marcados por el Código Ético de Madrid Destino” manifiestan fuentes cercanas al Ayuntamiento. Ejemplo de ello es que las actas de su consejo de administración no son públicas tal como obligan sus estatutos. 

La gerente fue cesada y el nueve de marzo los trabajadores fueron informados de que su puesto de trabajo se trasladaba a Matadero. Había tantas prisas que el traslado fue frenado a medias, ya que no se había tenido en cuenta la programación comprometida hasta otoño.


En principio estaba previsto esperar hasta junio pero se aceleró el traslado de los trabajadores sin un motivo claro. Ahora la plantilla tendrá que depender de diferentes coordinadores de Matadero, lo que hace dudar a los trabajadores sobre las verdaderas intenciones de Andrea Levy. 

Quedan para la historia de todos los que han trabajado allí la visita del profesor de física taiwanés que colaboró en el “Taller Microscopía DIY” cuyo objetivo era construir un microscopio asequible que permitiera ver a escala nanométrica y que por ejemplo se pudiera distribuir entre escuelas de todo el mundo.
Él mismo rompió un CD y lo diseminó por todo Madrid en trocitos como Pulgarcito para que se pudiera ver la contaminación de la capital de España en distintas zonas a través del microscopio. Ha habido grandes hitos, como los cryptopartys, o la visita del hacker neozelandés Julian Oliver, desarrollador de software libre, ingeniero crítico, artista, educador y teórico de los media.

El proyecto Citties at night, impulsado desde Medialab-Prado, plantó una semilla en la gestión de la contaminación lumínica logrando que 130.000 personas ayudaran a la NASA y la Agencia Espacial Europea (ESA) a identificar ciudades vistas desde el espacio en un tiempo récord.

Si Leonardo Da Vinci viviera no saldría de Medialab, pero ha estado abierto siempre para “cualquiera puede visitarlo y participar en las actividades. Y aunque aborda cuestiones a escala ciudad, está integrado en el barrio. Se trata de una institución muy valorada por los vecinos”. Le preguntamos a Gabriel Lucas si puede haber algún tipo de interés inmobiliario tras esta operación de traslado e hipotético desmantelamiento y contesta: “La Serrería Belga es un edificio singular por su arquitectura y su ubicación y da muy mala impresión la opacidad con la que se está gestionando. El “hub de industrias creativas” o “lab de empresas” de los que se habla no han sido presentados y por tanto no están claros los criterios de calidad cultural, eficiencia económica o de servicio público a los que atiende. Si lo que se quiere es un centro de emprendedores, el Ayuntamiento de Madrid ya tiene su propia área economía, innovación y empleo y numerosos hubs en la ciudad. Podríamos estar perfectamente ante un caso de conflicto de interés”.

Desde el Ayuntamiento manifiestan que el espacio Cultural Serrería Belga, que es el nombre que se pondrá a la institución usurpadora, está diseñado para fortalecer a Madrid como ciudad creativa y de vanguardia y una de sus virtudes será la posibilidad de destinar localizaciones temporales de carácter polivalente y de servicio público donde acoger actividades culturales promovidas por instituciones, entidades y asociaciones de cualquier distrito. También como sede temporal de iniciativas y programas culturales externos que fomenten la colaboración público-privada y contribuyan a la promoción de nuevos talentos, la difusión de innovación y tecnología aplicada a la cultura, la exploración de nuevos formatos, el fortalecimiento del emprendimiento cultural y la dignificación y profesionalización del sector cultural. Además, la Serrería Belga quiere dar respuesta a las necesidades interdisciplinares de las industrias culturales para la elaboración y el lanzamiento de productos, servicios y contenidos culturales innovadores. Este espacio será concebido como un lugar para la cooperación entre agentes culturales, para compartir experiencias, desde donde ‘incubar proyectos’ (HUB) centrados en la innovación y en las nuevas tecnologías aplicadas a la cultura y a su internacionalización”.

Muchos de esos cometidos ya los desempeñaba Medialab-Prado, y es por ello que sus trabajadores exigen transparencia en la explicación de la finalidad que se persigue.

Artículo
Madrid se hace el harakiri con el desmantelamiento de Medialab-Prado
Nombre
Madrid se hace el harakiri con el desmantelamiento de Medialab-Prado
Descripcion
Los expertos advierten que su desmantelamiento de la sede que ocupa podría perjudicar la candidatura de la capital a Patrimonio de la Unesco cel Eje Prado-Recoletos-Buen Retiro
Autor
Publico
Escudo Digital
Logo