Los extintores de fuego más cool: para dejar de esconderlos

92
Los extintores más bonitos del mundo

Todo el mundo necesita un extintor de fuego. En la cocina, en el coche, en la oficina. Pero normalmente no resultan especialmente decorativos. Es más, en las cocinas suelen ocultarse bajo sitios como el contador del gas, o dentro de un armario, cuando tienen que estar a la vista y al alcance de la mano, como la sal o el aceite de oliva. La empresa Safe T ofrece un extenso surtido de extintores a cual más estético, elegante o divertido. Desde la efigie de Dalí a una botella de Bourbon.

Los precios de los extintores oscilan entre los 99 dólares de uno decorado como una lata de sardinas o la efigie de la Estatua de la Libertad, a los casi 500 dólares de una serie que ha sido decorada a mano por el artista Jill Leikovwitz. Hay para todos los gustos y de todos los colores. A cual más imaginativo. Se puede tener uno en cada habitación, pero el lugar más imprescindible, según revelan los expertos en seguridad, es siempre la cocina.

Hoy traemos a nuestra sección de tendencias estas obras de arte en el ámbito de la seguridad. Porque no está reñida una cosa con la otra.